Texto alternativo
INICIO

La Defensoria del Pueblo advierte riesgo de extinción de pueblos indígenas como los Yuqui

La Paz, 04 de junio de 2020.- La Defensoría del Pueblo pidió al Gobierno central y a las entidades territoriales autónomas a activar acciones integrales y urgentes para la protección de los pueblos indígenas frente a la pandemia de la COVID-19, ante el riesgo de extinción física y cultural de aquellos que se encuentran en situación de mayor vulnerabilidad como el pueblo Yuqui, que en una muestra de siete personas, se detectó cuatro positivos y tres en espera de sus resultados.

“Existe preocupación por la particular situación del pueblo indígena Yuqui, debido a que por los antecedentes de tuberculosis y micosis pulmonar en gran parte de su población, se encuentran en situación de mayor vulnerabilidad en relación al resto de los pueblos indígenas, que igualmente están siendo afectados por el coronavirus”, manifestó la Defensora del Pueblo, Nadia Cruz.

El COE municipal de Cochabamba, en una reunión realizada el pasado lunes, confirmó cuatro casos positivos en la Tierra Comunitaria de Origen (TCO) Yuqui, en el trópico cochabambino.

De acuerdo a la información recabada por la Defensoría de Pueblo, existen retrasos en la toma de muestras, debido al deficiente acceso a medios de transporte; inexistencia de personal laboratorista en la Red Indígena; falta de voluntad de los hospitales cabecera de municipio para toma de muestras. Asimismo, se conoció que la población indígena tiene limitado acceso a medidas e insumos de bioseguridad como barbijos, guantes, alcohol en gel, jabón y piletas para lavado de manos en la comunidad.

Cruz, además, dijo que preocupa la situación del personal de salud de la comunidad Bia (Mbyá) Recuaté., donde existen dos casos positivos y un tercero que presenta síntomas. Igualmente, la Red Indígena Amazónica de Salud del Trópico de Cochabamba, reportó entre su personal existen dos enfermeras y una médica con coronavirus; y cuatro médicos y 2 enfermeros sospechosos.

En el Hospital Central de Ivirgarzama no se cuenta con un área de aislamiento, existen solo dos camas instaladas para pacientes positivos; los centros de salud que son parte de la Red Indígena no cuentan con suficiente equipamiento para la atención de pacientes leves ni camas de internación, ropa de cama, oxigeno ni equipos para internación.

En La Paz reportaron casos en 12 municipios rurales; en Oruro, de los 150 casos registrados, 56 se encuentran en el área rural. En Potosí, anotaron casos en tres municipios rurales; en Cochabamba registraron casos en 19 municipios rurales. Asimismo, reportaron que hay enfermos en el municipio tarijeño de Villamontes y en los municipios rurales de Monteagudo y Muyupampa en Chuquisaca.

En los departamentos de La Paz, Santa Cruz, Cochabamba, Beni, Pando y Tarija se encuentran pueblos indígenas en situación de alta vulnerabilidad, como el Weenhayek, Tapiete, Ayoreo, Cavineño, Mosetén, Cayubaba, Chacobo, Baure, Ese Eja, Canichana, Sirionó, Yaminawa, Machineri, Yuki (Mbya), Moré, Araona, Tapieté, Pacahuara, Guarasug´we y Uru. En situación de aislamiento voluntario se encuentran los pueblos de los segmentos Toromona, Araona, Ese Eja, Yuqui, Ayoreo y Pacahuara, ubicados en los departamentos de La Paz, Cochabamba, Pando y Santa Cruz.

La Defensora observó que a dos meses y medio, desde el reporte de los primeros casos de COVID-19 en el país, el Gobierno no se ha establecido medidas y políticas en favor de los pueblos indígenas, más aún, considerando que la Ley 450 de Protección de Naciones y Pueblos Indígena Originarios en Situación de Alta Vulnerabilidad establece en los numerales 2 y 5 del artículo 7, medidas de prevención y protección en el ámbito de salud.

Ante esta situación, la Defensoría del Pueblo convocó a instituciones estatales para instalar una mesa de trabajo en la que se articule un comité intersectorial, a través del cual se pueda promover acciones para la protección de los pueblos indígenas frente a la pandemia del coronavirus. Representantes del SEDES La Paz y de los viceministerios de Defensa Civil, Justicia Originaria Campesina, Medicina Tradicional y de Políticas Comunicacionales, asistieron a la reunión que se desarrolló la mañana de este miércoles.

La Defensora demandó al Ejecutivo cumplir con las recomendaciones de la Comisión Interamericana de Derechos humanos (CIDH), respecto a extremar las medidas de protección de los derechos humanos de los pueblos indígenas en el marco de la pandemia de la COVID-19, garantizar su derecho a la salud, asegurar la participación de los pueblos indígenas, y que las medidas estén orientadas a mitigar los efectos socioeconómicos.

Además, planteó que el Ministerio de Salud elabore de manera urgente protocolos COVID-19 de prevención, atención y protección a pueblos indígenas con participación y coordinación de esos pueblos.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba