Texto alternativo
INICIONACIONALES

ARCE CATACORA INAUGURA LA REUNIÓN DE LA COMISIÓN TÉCNICA DEL CENSO EN TRINIDAD

En Trinidad, el presidente Luis Arce aseguró en la inauguración del trabajo de la mesa técnica del censo que la fecha que vaya a definir tendrá carácter vinculante para el Gobierno, y dejó en claro que “no está sujeto a negociación” ninguna posibilidad de marginar a algún boliviano del empadronamiento por el tema de la fecha.

En uno de los salones de la Universidad Autónoma del Beni “José Ballivián” se instaló la mesa de trabajo que congregó a gobernadores, alcaldes, rectores de universidades públicas y especialistas de organismos internacionales. Arce estuvo a cargo de la inauguración de esta cita que la consideró de “vital importancia” para dar certezas a la población boliviana.

“No sería democrático ni responsable detener la realización del censo, por ello y dentro del cronograma de actividades que habíamos definido y concertado previamente convocamos a esta mesa técnica, cuya principal razón es discutir todos aquellos factores que van a intervenir en la realización del censo nacional y determinar la fecha del censo de población y vivienda de manera absolutamente técnica”, explicó.

Cada uno de las autoridades debe acreditar a una persona de su equipo técnico, para que forme parte, precisamente, de la comisión técnica. No hay plazos para la conclusión del trabajo, solo el compromiso y acuerdo de que no habrá contaminación política en esta labor que pretende zanjar un problema alentado por el gobernador cruceño Fernando Camacho y el cívico Rómulo Calvo.

Por el momento no hay una fecha, excepto aquella en que insisten líderes del paro en Santa Cruz y que fija octubre de 2023. A pesar de la opinión de expertos internacionales, Camacho y el rector de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (UAGRM), Vicente Cuéllar, plantean acortar plazos y otros aspectos del cronograma para llegar a la fecha que pretenden imponer.

“Los que quieren politizar este trabajo de la comisión están totalmente equivocados; aquí se retoma el trabajo técnico para un resultado técnico. Ya no hay espacios para discursos políticos; de aquí en adelante, el resultado y el trabajo es netamente técnico”, insistió el Presidente y solo dejó en claro que la fecha debe garantizar que todos sean censados en Bolivia.

“A los que forman parte de esta mesa técnica quiero decirles algo que para mí es irrenunciable, y no está sujeto a ninguna negociación: para definir la fecha del censo se debe partir del principio democrático de que no puede haber boliviano y boliviana, por más que sea uno o una, que no pueda ser censado, censada por razones geográficas o climáticas. La inclusión debe ser, y en eso seré inflexible, una de las características de este empadronamiento, de este Censo Nacional de Población y Vivienda”, afirmó.

Autoridades de departamentos como Beni y Pando plantearon en diferentes momentos que el censo sea en el primer semestre de 2024, porque, a diferencia de otras regiones, tropiezan a fines y principios de año con las dificultades de conexión caminera por las inundaciones generadas por las lluvias, pero también porque mucha de su población, sobre todo indígena, migra por la época de la zona de la castaña.

A este momento se llegó después de la reunión del Consejo Nacional de Autonomías (CNA), donde se reprogramó la fecha del censo, un proceso de socialización en las nuevas ciudades capitales y El Alto, además de mesas de negociación instaladas en Santa Cruz y que no dieron resultados por el intento de imponer la fecha y abandono de una de las reuniones de Camacho. El Gobierno, como lo materializó hoy, planteó dejar abierta la fecha a la espera de un trabajo técnico, pero adelantó que sobre la base de resultados iniciales del censo en octubre de 2024 correría la redistribución de los recursos de coparticipación tributaria.

En Santa Cruz se cumplen 14 días de paro, medida de presión dispuesta por Camacho. Sectores sociales apuestos al paro exigen que se levante la extrema medida de presión por los perjuicios que les representa y demanda al gobernador acudir a la mesas de diálogo. A diferencia de sus colegas, Camacho decidió, una vez más, marginarse de estos espacios de diálogo.

“La fecha que determine esta comisión será la fecha que a través de un decreto supremo el Gobierno nacional fijará como fecha definitiva para la realización del Censo de Población y Vivienda en nuestro país”, aseguró Arce dando cuenta de la importancia que se le asigna a esta instancia de consenso y acuerdo.

Los miembros de la comisión trabajarán en Trinidad, sin la presión de plazos.

sinmiedoalaverdadinforma

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba